Comité Operativo de Emergencias Panguipulli pedirá explicación formal a Bomberos por no prestar auxilio a ambulancias

Unas 8 horas la ciudad estuvo sin dos ambulancias debido a una compleja situación ocurrida con los vehículos de emergencia en sector Chihuaico, durante esta madrugada.
Uno de los móviles salió pasadas las 3 de la mañana para prestar auxilio a una mujer con trabajo de parto; lamentablemente el vehículo quedó atrapado en el barro, por el complejo acceso al sector. Para empeorar las cosas, una segunda ambulancia enviada al lugar también quedó enterrada, por lo que se solicitó el apoyo de Bomberos de Panguipulli.
Para sorpresa de las autoridades que conforman el Comité Operativo de Emergencias (COE) en la comuna, el Comandante de Bomberos; Rodolfo Zúñiga, habría negado la salida de los carros 4×4 en la ciudad, por lo que se debió derivar el llamado de auxilio a Bomberos de Licán Ray, quienes de inmediato acudieron al sector; lamentablemente, por las características técnicas del carro, no fue posible socorrer a las ambulancias, las que permanecían atrapadas, con el riesgo de que otra emergencia ocurra en otro punto de la comuna.
Finalmente el Departamento de Emergencias y Protección Civil coordinó con equipo pesado de la municipalidad para el rescate, logrando que ambas ambulancias fueran auxiliadas finalmente a eso de las 11 de la mañana.
Ésta situación le vale ahora fuertes cuestionamientos al Comandante Zúñiga, por lo que -informaron miembros del COE Comunal- solicitarán un reunión extraordinaria para también pedir explicaciones formales por la extraña conducta, pese a que había dos conductores habilitados a la hora de la “emergencia”.
La directora del Hospital de Panguipulli, Tilly Rivas, además de confirmar lo anterior, dijo que debió hacerse una coordinación especial con las bases Samu de Los Lagos y Lanco ante una eventual emergencia. Afortunadamente no hubo situaciones que ameritaran una ambulancia durante las largas horas que tardó el complejo operativo.
Una situación sin precedentes en la que sin duda no se respetó el protocolo, en la cual se hará también parte la jefatura de la Quinta Comisaría a través de un oficio, según trascendió extraoficialmente.
La mujer embarazada en tanto, debió ser trasladada en un vehículo particular hasta el Cesfam de Licán Ray, y luego hasta el Hospital de Villarrica para ser atendida.