Fuertes sanciones arriesga inmobiliaria que construye “Bahía Panguipulli”

En febrero de este año se denunció ante la Superintendencia de Medio Ambiente (SMA), la construcción del proyecto inmobiliario “Bahía Panguipulli”, eludiendo el Sistema de Evaluación de Impacto Ambiental, por lo cual la SMA emprendió una investigación en contra de la empresa Inversiones Panguipulli SpA.

La empresa ya había comenzado con la promoción del lujoso condominio ubicado a orillas del Lago Panguipulli -Zona de Interés Turístico- con espacios que consideraban playa con acceso privado, marina con muelles, canchas deportivas, cancha de golf, gimnasio, piscina, club house, jacuzzi, lagunas y espejos de agua, senderos iluminados, restaurant y helipuerto, poniendo a la venta tres tipos de casas o bien parcelas sin construir.

Según la investigación de la SMA, se concluyó que la iniciativa se emplaza en un predio de 141 hectáreas y se pretenderían construir unas 228 viviendas, considerando un inmueble por lote, existiendo actualmente seis, de 13 viviendas con permiso de edificación en etapa de construcción.

La empresa inició la construcción de su proyecto inmobiliario, pero no contaba con la respectiva Resolución de Calificación Ambiental (RCA), ya que la iniciativa no fue ingresada al Sistema de Evaluación de Impacto Ambiental, constató la SMA.

Pero eso no fue todo, ya que se constató que hubo hallazgos arqueológicos en las excavaciones realizadas, las que no fueron informadas al Consejo de Monumentos Nacionales y en el instante, las obras no fueron detenidas.

Como si fuera poco, los propios trabajadores, se llevaron a sus casas las piezas patrimoniales, constatándose que hubo destrucción de algunos elementos, los que fueron recuperados por personal de la Brigada de Delitos contra el Medio Ambiente y el Patrimonio Cultural de la Policía de Investigaciones y del Consejo de Monumentos Nacionales. Incluso, una de las vasijas indígenas fue encontrada en un baño, sin la debida protección. Ni el lugar, ni las piezas fueron resguardadas debidamente para rescatar la información arqueológica.

Realizada la investigación, la Superintendencia de Medio Ambiente decidió iniciar un proceso sancionatorio en contra de Inversiones Panguipulli, por iniciar la ejecución del proyecto sin la debida Resolución de Calificación Ambiental, una infracción a la normativa considerada como gravísima, por lo cual la empresa arriesga su revocación de la RCA –que en este caso no tiene-, la clausura o una multa de hasta diez mil unidades tributarias anuales.

Inversiones Panguipulli, tiene la posibilidad de presentar un programa de cumplimiento o bien, presentar sus descargos.