Avanza la Estrategia de Electromovilidad para la región de Los Ríos: presentan primer informe de la iniciativa

Ante la Comisión de Medio Ambiente del Consejo Regional, fue presentado el primer informe de avance del proyecto “Electromovilidad para el transporte público mayor de la región de Los Ríos”, iniciativa encargada por el Consejo Regional a la Corporación Regional de Desarrollo Productivo (CRDP) y ejecutada por el Centro de Investigación y Desarrollo Mario Molina, especializado en tecnología eficiente en el transporte, electromovilidad y eficiencia energética.

En la oportunidad estuvieron presentes, a través de video conferencia, miembros de la Mesa Regional de Electromovilidad: Gobierno Regional, la seremi de Transporte y Telecomunicaciones, Marcela Villenas; el seremi de Medio Ambiente, Daniel del Campo; el seremi de Energía, Felipe Porflit; el gerente de la CRDP, Ángel Beroiza y el Jefe de Proyecto del Centro Mario Molina, Sebastián Galarza, quien fue el que expuso los avances del estudio.

En primera instancia fueron presentados los objetivos de este estudio, cuyo principal énfasis es contar con un “Plan Estratégico” para el despliegue de la electromovilidad en el transporte público mayor. Generando la caracterización de las tecnologías disponibles, la identificación y diseño de los recorridos con mayor potencial de éxito, además de la definición y gestión de soluciones que permitan resolver los problemas de financiamiento a mediano plazo para el despliegue comercial de la electromovilidad en el transporte público.

Al respecto la presidenta de la Comisión de Medio Ambiente del Consejo Regional, Sylvia Yunge, precisó que “Fue presentada la primera parte de este estudio que tiene la duración de un año, debido a la pandemia lamentablemente todo va a ir un poco más lento de lo que se esperaba, pero han sido importantes los avances respecto a la evaluación del tipo de locomoción que tenemos, la calidad y antigüedad. La electromovilidad viene y es importante que nosotros comencemos a mirar hacia allá; si bien es cierto, la contaminación atmosférica no proviene principalmente de la locomoción colectiva, ésta si contribuye a la emisión de CO2, por lo tanto, todo lo que permita ayudar el día de mañana, a tener nuestra ciudad un poco más descontaminada, será muy beneficioso para tener un territorio más limpio y un desarrollo amigable con el medio ambiente”.

Asimismo, el gerente de la CRDP, Ángel Beroiza, manifestó “En la presentación ante el Consejo Regional, planteamos los avances de la Estrategia de Electromovilidad, en lo referido al inventario regional de emisiones y al dossier de recomendaciones técnicas para una eventual compra de buses eléctricos, considerando las particularidades del ecosistema de transporte público mayor de la región de Los Ríos. Cumplido este hito, abordaremos en las próximas semanas la conformación de un Consorcio Tecnológico de Electromovilidad, con la finalidad de afianzar la coordinación entre los actores públicos y privados vinculados a la temática”.

RESULTADOS PRELIMINARES

En la oportunidad, el Líder de Transporte y Energía del Centro Mario Molina y Jefe del proyecto, Sebastián Galarza, manifestó que “La electromovilidad requiere de un tremendo esfuerzo tanto público como privado, por lo que siempre que se generan estas instancias con la autoridad son muy positivas, porque demuestran el apoyo e interés por mejorar”.

Asimismo, el profesional a cargo explicó los resultados preliminares en cuanto al inventario de emisiones de transporte público mayor, donde expuso que el 34% del transporte público de la región de los Ríos está compuesto por el segmento de buses. De estos, el 36% son buses urbanos, que es el foco de este estudio. La antigüedad promedio de la flota de buses urbanos es de 9,8 años, sin embargo, un tercio de estos buses tiene más de 15 años y algunos llegan a cumplir los 22 años desde su fecha de fabricación, lo que muestra retrasos y una clara oportunidad para la electromovilidad en la región de Los Ríos.

En tanto, las emisiones de buses urbanos en la región de Los Ríos llegan a emitir más de 15 mil toneladas de CO2 (dióxido de carbono) y quemar más de 6 mil m3 (metro cúbico) de combustible anuales, es decir, el transporte urbano llega a consumir $3.561.197.200 solamente en combustibles. Una transición hacia un sistema de transporte público eléctrico, podría tener ahorros significativos en consumo energético, asumiendo una eficiencia del 60% podría superar los $2 mil millones de pesos anuales.

Galarza también explicó que “Se desarrollaron dos estudios preliminares con recomendaciones sobre las especificaciones técnicas y requerimientos mínimos para buses eléctricos y sus sistemas de carga, lo que incluye normativos de dimensión peso del vehículo, consumo energético, autonomía mínima, deterioro máximo de las baterías, stock de repuestos, protocolos de normas que tienen que cumplir tanto los buses como los cargadores, entre otros, lo que servirá de base técnica para establecer requisitos mínimos y garantizar la fidedigna operación y cumplimiento de los estándares establecidos sin perjudicar el funcionamiento del transporte público de la región”.

PRÓXIMAS ACTIVIDADES

El proyecto tiene una duración de 12 meses y se encuentra en su primera etapa. Además de los resultados presentados al Consejo Regional, contempla una serie de actividades comunicacionales como seminarios online Webinar, para tener un mayor acercamiento de la estrategia y también potenciar un futuro consorcio público privado para la electromovilidad en la región de Los Ríos.

buy dnp online